Ahora estamos en el comienzo de los dolores de parto. Allí estamos. por eso calma.

Leí este otro anuncio del fin. El del 23 de Septiembre pasó en blancas nubes y también pasará éste. Yo sigo el Libro de la Revelación del apóstol Juan y por allí se entiende que aún estamos lejos. Mismo que tengamos muchas ganas acerca del Fin, calma, todavía no.
Que tengamos el Ajenjo, sí, pero, no ahora, más adelante. Ahora estamos en el comienzo de los dolores de parto. Allí estamos. por eso calma.
Miren y presten atención en lo que ocurre, cuando y como. La desintegración ya comenzó, pero, está demorado para acabar. Por eso calma.
Veamos ahora en atender a la parte que habla de la conversión. Que habla de la Fe. Que habla de “salir de ella, pueblo mío”.
Miren España con Catalunia cómo las dos están. Estados Unidos. Alemania. Francia. Canadá. Argentina. Brasil. Chile.
Miren como todo se descompone. Poco a poco. Se va deteriorando, con calma pero con determinación.
En este juego de los dolores de parto también se encuentra la Iglesia Romana. Y miren como este hombre llamado Francisco trata Dios, a la Escritura, al Evangelio, a la Fe. Miren.
Por eso. Preparemos el alma para cuando realmente todo comience. Aquí estoy esperando. Me preparando. Tratando de arreglarme, porque será feo.
Hablemos menos. Hagamos más. No tomemos todo esto como algo para entretenernos o darnos unos de profetas, iluminados, santos que sabemos más que Dios.
Todavía no. ¿Cuándo, entonces? Todavía no.
Claro, no falta mucho. Pero, todavía no.
Gracias. Saludos y Bendiciones.

Published in: on 17 noviembre 2017 at 0:23  Comments (7)  
Tags: , , ,