Yo lo veo la tribulación como una acción de la Justicia. Al final el Castigo es esa acción, y es por amor a los suyos.

Manuel. Yo no te conozco y lo poco que sé de ti lo sé por la persona de José. Sé que como todos nosotros procuras una respuesta, una palabra de ánimo, conforto. Una palabra que explique y nos pase una luz. Pero, esta palabra está en un Libro que pocos conocen, otros mal lo conocen. Otros lo interpretan bajo prismas que no se corresponden con lo que el Libro dice o desea decir.
Este Libro mucho o casi todo es una enseñanza Profética que con los siglos se va cumpliendo y hoy estamos llegando al Final de esa enseñanza porque los Tiempos son Finales. En este Libro se habla de un Señor, se habla de un Salvador, pero, también se habla de una transformación de todo nuestro Planeta y se habla de un fin de lo que se puede llamar de Negativo. Es decir. Todo el Negativo será destruido, arrancado de nuestro Planeta. Lo que traducido significa que el Mal, las Guerras, el Hambre, las Injusticias, los Sistemas sean cuales fueren, todo será arrancado para fuera de aquí y será puesto justamente el Amor, el Orden, con otra Humanidad, no ésta que hoy aquí está. Quiere decir que esta Humanidad junto con todo el Negativo también se va y vendrá otra que ya se está preparando que incluirá todo ese Amor, todo ese Orden.
Pero, para esto se precisa de una catarsis. Se precisa de una acción destructiva y para mejor, mas, destructiva. Esta acción así entendida implica en una especie de castigo o de llamada de atención por parte de ese Señor y Salvador, porque Él se obliga a hacer Justicia a favor primero de Él mismo y después de esos que fueron injusticiados.
Lo del castigo no es contra el Amor, sino a favor del Amor porque pone en sus lugares por su Justicia, lo que todo el Negativo ha hecho.

1-12-3
El Libro del Apocalipsis narra y explica este Final catártico. Esta Humanidad no ha entendido o no ha querido entender nunca y siempre desde tiempos inmemorables se ha puesto a favor del Negativo y por eso para poner el Amor habrá que purificar, limpiar de donde se sigue todo lo que viene como ya está allí de alguna forma.
Yo veo, Manuel, como una acción de la Justicia. Al final el Castigo es esa acción.
Por eso, Manuel, no te estreses o no nos estresemos, más bien alegrémonos, porque por fin ese o nuestro Salvador viene para rescatar a quienes, unos pocos por quienes murió, y poner todo en sus rieles otra vez tal como era antes de que el Negativo apareciera
Este proceder me parece muy amoroso y también muy justo.
Dice un dictado o refrán que “quien te quiere te hará llorar”. Pues, el Eterno nos quiere, nos ama, gusta de quienes Le quieren, Le aman o Le gustan. Eso es natural y justo. Por eso por Amor quiere limpiar, purificar, dar a quienes Le aman y Le gustan todo el Amor que Él Es. Y nos hace llorar para que cada uno vuelva a creer, a aceptar y a amar ese Amor Infinito y Eterno que es nuestro Señor y Salvador.
Esto expresa lo que el Libro ese que citaba dice.
Me siento, pese a todo, muy feliz, muy alegre por todo lo que está pasando y por todo lo que parece que viene por más negro que pueda parecer. Al final y por fin, el Negativo recebirá su merecido y los justos, el premio. ¿No te parece amoroso y justo?
Saludos y gracias.
Juan Carlos

The URI to TrackBack this entry is: https://elsecretodelasestrellas.wordpress.com/2015/05/04/yo-lo-veo-la-tribulacion-como-una-accion-de-la-justicia-al-final-el-castigo-es-esa-accion-y-es-por-amor-a-los-suyos/trackback/

RSS feed for comments on this post.

3 comentariosDeja un comentario

  1. Que el Espíritu Santo Utilice Estas Palabras.

    Enviado por marco el 02/05/2015 a las 12:07

    FRITZ SPRINGMEIER.

    Para construir esperanza en un mundo vacío, loco y desesperado, es necesario acercarnos al fuego del espíritu del altísimo.

    Nos enfrentamos a un mundo complejo lleno de amenazas para el cuerpo, alma y espíritu.

    Nuestra integridad y bienestar están bajo ataque.

    Si se ha sentido encima de su cabeza, entonces este mensaje piadoso es una oportunidad sagrada para ti.

    Usted puede preguntarse si las palabras de este mensaje son válidas.
    El mundo ha llevado a muchos a dudar de la ayuda de Dios.

    Nuestra sociedad sin Dios ha robado mucho de nosotros.

    Mi querido amigo, hoy he trabajado con un hermano cristiano que recientemente perdió a su bella esposa cuando un borracho estrelló su coche con el de ella.

    Este viudo me habló durante horas, ya que era la palabra de Dios lo que le dio la victoria sobre una tragedia profunda.

    Conozco personalmente el poder de las verdades en este mensaje.

    EL TRAUMA PONE AL MUNDO DE CABEZA.

    El trauma puede causar una pérdida de fe en la vida. El trauma puede rasgar el tejido de una de las emociones, la fe y la espiritualidad.
    Uno puede sentirse separado de Dios.

    Incluso Cristo gimió en la cruz: “Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has abandonado?”.

    Algunas personas repiten esto sin pensar para sí mismos todos los días.

    Cuando el trauma rompe nuestra conexión a la esperanza y la confianza, la gente trata de recuperar el control sobre la vida, y al hacerlo así, por lo general pierden su equilibrio, y luego rebotan entre el exceso de control para más control, atrás y adelante.

    La orientación del Espíritu de Dios es vital si vamos a recuperar el equilibrio.

    Se dice que el Espíritu nos guiará a toda la verdad.

    Si nos sentimos perdidos, se nos aconseja. “En todas sus maneras lo reconocen, y él enderezará tus veredas.”

    (A) Mi amigo viudo hizo exactamente eso, y lo está haciendo bien.

    ATRAPADOS EN UNA VENTISCA DE EXPECTATIVAS.

    En primer lugar, todos nosotros enfrentamos expectativas en conflicto y demandas de nuestros padres, amigos, novia/novio o esposo, la escuela, las hormonas, el barrio, el jefe, la conciencia, y … por último, pero no menos importante …

    Dios. Puede ser suficiente para hacer girar la cabeza.

    Las exigencias de la vida nos han dado un conjunto de conocimientos, habilidades, hábitos y conductas siempre cambiantes … y mientras estamos tratando de resolver problemas (a veces con respuestas del ayer a los problemas de hoy en día), podemos acabar atropellados en la autopista de la información.

    ¿Hacia dónde va la vida? … ¿hemos llegado al tren equivocado? ¿Hemos nacido en el siglo equivocado?.

    NADA NUEVO BAJO EL SOL.

    Mientras estamos experimentando nuevos problemas, la realidad es que este tipo de cosas han sido comunes a un sinnúmero de personas durante miles de años.

    Casi todo lo que nos desafía lo han enfrentado las personas que se describen en la Biblia.

    Cuando nos preguntemos ¿por qué? y encontremos la vida difícil de entender, recomiendo la lectura del Salmo 73, que es una impresionante colección de pensamientos con problemas de un hombre nacido hace 3.000 años llamado Asaf.

    Fue esencialmente pidiendo y preguntando a Dios:

    “¿Por qué Dios … la vida no tiene sentido!?”.

    Él dice, “tuve envidia … cuando vi la prosperidad de los impíos … Y ellos dicen, ‘¿Cómo sabe Dios?” … He aquí estos impíos que están siempre a gusto; … “(PS 73: 3, 11a, 12a)

    “Por tanto, mi corazón se entristeció, y yo estaba molesto en mi mente.” (v.21)

    En verdad que estaba molesto y amargado … el no se sentía muy espiritual.

    Asaf concluye su colección de pensamientos desesperados con esta conclusión: “Pero es bueno para mí, el acercarme a Dios:.

    He puesto mi confianza en el Señor, para que yo pueda contar todas sus obras” (PS 73:28)

    Asaf había encontrado la verdadera solución … FE Y ESPERANZA. Vamos a echar un vistazo a estas cosas como la solución.
    Un salvavidas se hace real en una tormenta … .

    Usando la FE Y LA ESPERANZA EN LAS PALABRAS DE DIOS CUANDO ESTAMOS EN PROBLEMAS, MÁS LA VISIÓN Y CREATIVIDAD DE LAS RESPUESTAS, entonces encontraremos ayuda.

    • “Todo lo que es nacido de Dios vence al mundo.”

    (B) “Mayor es el que está en vosotros, que el que está en el mundo”.

    (C)• “Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta conforme a sus riquezas en gloria en Cristo Jesús.”

    (D)• “Y sabemos que todas las cosas les ayudan a bien a los que aman a Dios, a los que son llamados conforme a su propósito”.

    Es importante que las personas se den cuenta de que los problemas y traumas pueden causar que desarrollemos una incapacidad para reflexionar sobre las cosas espirituales, Dios y la realidad.

    La esperanza no es un fármaco opiáceo para tranquilizar el dolor de la realidad — la esperanza es el coraje de enfrentarse a la realidad.
    Personas desesperadas corren de la realidad y la fantasía como sustituto de su esperanza.

    Por ejemplo, “Voy a ganar la lotería.” Hay una epidemia de los estadounidenses sin esperanza que fantasean y distorsionan y niegan la realidad, ya que sostienen que el futuro no se puede confiar, y que carece de soluciones.

    Sus deseos y fantasías son sustituidos por una verdadera esperanza.
    Por lo tanto, carentes de esperanza en el futuro, se inventan una falsa realidad, porque todo lo que tienen es este presente distorsionado aquí – y – ahora, por lo que utilizan un falso yo que se ajusta a la multitud..

    Así que la desesperanza se casa con la irrealidad, y es cambiada a un falso yo.

    El miedo al futuro ayuda a que las personas se aferren al statu quo cuando es poco saludable.

    Las personas se vuelven temerosas de tomar riesgos, a ser cínicos, y retirarse de la gente y la vida.

    Para la persona guiada por el Espíritu, la esperanza saca futuras bendiciones y la eternidad en nuestro presente.

    La esperanza nos permite orar en el presente, “Que se haga voluntad de Dios en la tierra como en el cielo.”

    La esperanza es un amigo, y permite que la persona se encuentre entera e integrada de un verdadero ser.

    Las verdaderas experiencias de auto pensamientos y opiniones y sentimientos para sí mismos-en lugar de la conformidad o expectativas que otros imponen que sacian el verdadero yo y Espíritu de la verdad de Dios.

    Cuando vemos un futuro positivo, podemos trabajar con un propósito.
    El Propósito junto con la fe y la conexión con Dios y los demás son protecciones de los ataques a nuestro cuerpo, alma y espíritu.

    LA FE EN CRISTO ES UNA APELACIÓN A LA VERDAD.

    “Santificad al Señor Dios en vuestros corazones, y estad siempre preparados para presentar defensa ante todo el que os demande razón de la esperanza que hay en vosotros …”

    (F) El contraste entre los que no tienen esperanza que escapan de la realidad con las drogas como el alcohol y los que tienen esperanza se verán reflejados en este versículo: “.

    Y no os embriaguéis con vino … antes bien sed llenos del Espíritu”

    (G) Ya que el Espíritu les va a infundir esperanza”.

    SI EL MUNDO ROBA EL FRUTO DEL ESPÍRITU DE NOSOTROS…

    Entonces tenemos que restablecer la confianza en un Dios bueno, para que nuestra fe y esperanza se recuperen. Observo a mi mismo que cuando la fe de las decisiones tienen una serie de “recursos” que participan: liberación (nuestro dolor, culpa y rencor, etc.), reflexionar (sobre los acontecimientos, en nuestros pecados, en Dios y Su Palabra), reconcilio (con personas, con uno mismo, y Dios) y reconstrucción. Pedro fue un fracaso, (H), pero hizo lo que la gente exitosa de Dios siempre han hecho …

    ¡él se molestó consigo mismo, se revaloró y continuó su camino!.

    No es cuántas veces te caes, sino cuántas veces te levantas lo que determina el éxito. Job tenía su vida desestabilizada, tuvo que enfrentarse a las contradicciones de la vida, y su esposa y amigos no estaban allí para ayudarlo.

    La crisis terminó con él ganando comprensión práctica.

    (I) La conclusión es que todas las cosas les ayudan para bien a los que aman a Dios …

    PENSAMIENTO FINAL.

    “Aunque camine en el valle de la sombra de la muerte, no temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo: tu vara y tu cayado me infundirán aliento.

    Tú prepararás una mesa delante de mí en presencia de mis enemigos … Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida:.

    Y yo habitaré en la casa del Señor para siempre” Salmo 23: 4, 5a, 6.

    Dios te bendiga mi amigo.
    (A) PRV 3: 6 (B) 1 Juan 5: 4 (C) 1 Jn 4, 4 (D) PHIL 04:19 (E) ROM 8:28 (F) 1 PTR 03:15 (G) EPH 5 : 18 (H) MT 26:75 (I) JOB 42: 3

    Fuente: Red Social de Fritz Springmeier.

  2. Steps to Christ in Song “There is a Fountain”

  3. Juan Carlos,
    Yo tampoco te conozco al no ser por nuestro amigo común, José.

    Efectivamente creo que estamos en esos tiempos finales.
    Duros tiempos en los que vivimos. La misma madre tierra parece que también se revela contra nosotros.
    Yo le pido a Dios que llegue cuanto antes el final de esta etapa. También le pido, aún sabiendo que muy difícil, que el final de esta etapa sea lo menos traumatica posible.
    Le pido que llegue cuanto antes, porque cuanto más tarde, va a ser peor para todos nosotros (la humanidad).
    Estamos de acuerdo que la tierra esta “viva” y como ser “vivo” sufre transformaciones de mucho tipo. Quizás y solo digo quizás, sea una coincidencia que en el final de los tiempos la tierra también quiera un cambio y esta lo hace mediante las herramientas que tiene a su mano, lease terremotos, huracanes, cambio climático, etc, etc.
    Lo que puedo diferir con vosotros es la “forma” en la que se hará. Se que está escrito muchas cosas en la Sagrada Biblia. Pienso que seremos nosotros mismos, con el despertar de conciencia, atendiendo a nuestro libre albedrío y ayudados por Nuestro Señor, veremos claro la forma de hacer la transición y nos premiaremos o castigaremos nosotros mismos acorde a nuestros pensamientos.
    Eso no quita que realmente toda la transformación implica, para unos bienestar, para otros, sufrimientos y Jesucristo lo que hará es reunir y ayudar a los que realmente estén con Él.
    El resto de la humanidad seguirá otro curso, rumbo que ellos mismos decidirán y acaudillados por el maligno, que dicho sea de paso, los habrá engañado hasta la saciedad. Evidentemente, ese será su castigo, que ellos mismos se lo imponen, porque así lo han decidido.
    La evolución de esta gente será nuevamente una humanidad que tendrá, o no, los días contados y como sigo pensando que Dios es Amor, en algún momento de esa evolución tendrán nuevamente la oportunidad de poder cambiar.
    Los que decidimos acoger al Señor, seremos los que hemos entregado voluntariamente la dirección de nuestro mundo y ya sabremos lo que debemos hacer pues estaremos sabiamente dirigidos por Él.
    Bueno, en resumidas cuentas, esa es mi forma de pensar y queda claro que como es un asunto tan complejo, lógicamente puedo tener o no razón.

    Manuel


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: