Mensaje del 12 de abril de 2.012 a Juan Carlos

Quién sabe mi tristeza que siento desde hace algunas semanas se deba a lo que se me dice repetidamente y lo transmita. Yo, también, soy de quienes precisan ver para creer, pero, es muy insistente y de una gran magnitud lo que se escucha, en especial de madrugada.

Debemos prepararnos espiritualmente, porque no hay vuelta para detener la fuerza de los cambios. Estos vendrán y vendrán sin ninguna piedad ni misericordia.

Se escucha y mucho acerca de los océanos, de sus actuales costas, del movimiento de Continentes enteros, del desplazamiento de África hacia Europa o, mejor, de todo ese complejo geológico en el que las aguas serán impiedosas.

Se escucha acerca de las costas occidentales americanas, mejicanas como también orientales. Se escucha del movimiento del Pacifico en sintonía con el Atlántico e Índico. Cuando se muevan lo harán en conjunto, creando un caos pero tan grande que será indescriptible.

Se escucha del desaparecimiento de islas enteras tales como Inglaterra, Irlanda y Escocia. Inglaterra desaparecerá como isla y como País.

Los Océanos rugirán en sus maremotos, tsunamis.

La Humanidad no quiere y ni acepta convertirse, pese, a todos los llamados.

(más…)

Anuncios