La iglesia católica, apostólica romana, es la gran prostituta de la que Juan habla en su Apocalipsis

Después de un breve silencio continuó con más calma, serenidad.

“Queremos decirte que escribas lo que escuchas, pero, lo más importante es que transmitas tal cual escuchas sin mudar ni una sola letra o aumentar lo que tú mismo desde tu propia interpretación. Más arriba dijimos “sabes”…Nos callamos porque lo que queríamos decir es, Nos parece tan terrible para ustedes que lo habíamos juzgado no decirlo, pero, ahora, que en este día, (hoy lunes 18/01, leí la noticia de la visita del Papa a la Sinagoga de Roma que es cuando escucho este parágrafo), Nos ha probado Nuestra ira, el anuncio de la visita de este hombre a la casa de Satanás y lo que es peor aún, es que este hombre se dice delante de ustedes como Nuestro representante o como algunos de ellos han dicho (escuché Pio IX) que son Dios entre los hombres.

Pues mira. Nosotros ya estamos, debemos confesarlo por lo menos para tí, que estamos saturados de tanta idolatría, mentira, fanatismo, que parten de esta institución religiosa, realmente la madre de toda la prostitución religiosa y moral de este Planeta. (Y aquí la nombró con todas las letras) La iglesia católica, apostólica romana, es la gran prostituta de la que Juan habla en su Apocalipsis. La gran ramera.

El punto central de toda Nuestra Ira parte justamente de esta institución religiosa. Esta institución es nuestro eje. Y porque es Nuestro punto central, nos volvemos contra ella. Una gran mentira y engaño predicada y enseñado por 2.000 años, sin que jamás hubiera uno solo que se levantara para contestarla de forma drástica y conclusiva. Ella dice de Nosotros lo que Nosotros jamás hemos dicho y lo da como si Nosotros lo hubiéramos dicho poniéndonos a Nosotros como autores de todas sus barbaridades religiosas y morales. Cómo se puede pensar y admitir que una institución religiosa como ésa, Nosotros seamos los autores o la causa? O ustedes salen totalmente de esa institución y se vuelven sobre sí mismos, procurándonos a Nosotros dentro de ustedes, en su corazón o, entonces, sufrirán la misma ira con la que la destruiremos, porque, te digo a ti: será destruida “a fundamentis” (desde sus fundamentos). La persecución que se levantará después del fallecimiento de este hombre que la preside, será la justificación Nuestra para su aniquilamiento. Y así como los cambios en la Naturaleza ya están a la puerta para realización del Juicio, del mismo modo está a las puertas la gran persecución para la realización de la Justicia frente al sangre derramada de tantos inocentes que claman justicia. O ustedes desconocen sobre el mar de sangre que esta institución está asentada?. Salgan y salgan rápido. Abandónenla, porque sólo así, ustedes alcanzarán el principio de la Misericordia.

Juan Carlos Rodriguez

Published in: on 20 enero 2010 at 13:57  Comments (8)  
Tags:

The URI to TrackBack this entry is: https://elsecretodelasestrellas.wordpress.com/2010/01/20/la-iglesia-catolica-apostolica-romana-es-la-gran-prostituta-de-la-que-juan-habla-en-su-apocalipsis/trackback/

RSS feed for comments on this post.

8 comentariosDeja un comentario

  1. MENSAJE Referente al 3er SECRETO DE FÁTIMA, el 13 de Octubre del 2009.

    Mis pequeños, humanidad entera, os anuncio la pronta purificación de la Iglesia, de la Iglesia de Mi Hijo.

    Hijitos Míos, Soy vuestra Madre, La Siempre Virgen María. ¡cuánto dolor Me causa ver la Iglesia actual! ¡Cuánto dolor Me causan los que debieran cuidar la Iglesia que dejó Mi Hijo para todos los hombres!

    ¡Oh!, ministros y pastores de la Iglesia, a pesar de las advertencias que Yo os he dado en Mis Apariciones pasadas, no hicisteis caso, os pedía, Mis pastores, sacerdotes de la Iglesia de Mi Hijo, que cuidarais lo que se os dio, un regalo tremendo, grandísimo para los hombres y no hicisteis caso. Vosotros, como sacerdotes y ciertamente hombres, quisisteis manteneros más como hombres y no como ministros, habéis buscado más los bienes de la Tierra cuando teníais la oportunidad de traer a Mi Hijo a la Tierra, a través de la Eucaristía y, de ésta forma, se os reconociera como hombres santos, hombres de ejemplo ante todos los demás hermanos vuestros. No os disteis cuenta y no llegasteis a valorar lo que significa ser sacerdote para la Iglesia de Mi Hijo. Una situación grandiosa para el hombre y la desaprovechasteis. Fuisteis consagrados sacerdotes de la Iglesia de Mi Hijo y esto os da una posición altísima dentro del nivel humano, pero quisisteis aprovechar más ésta situación para llenaros de las cosas del mundo. Os habéis envanecido, creyéndoos superiores a vuestros hermanos, cuando debisteis haber sido servidores de ellos, porque sois servidores de Mi Hijo y no os disteis como tales, al contrario, la soberbia inundó vuestro corazón. No os hicisteis pequeñitos, quisisteis que se os glorificara, como si fuerais dioses en la Tierra y así echasteis a perder la grandiosidad del ser sacerdotes para la Iglesia de Mi Hijo y ahora, en lugar de ser ejemplo para vuestros hermanos, la gran mayoría de vosotros sois escándalo para la Iglesia que Yo cuido, que Yo protejo, porque así Me lo pidió Mi Hijo.

    Desde el Cielo ahora se escucha y se ha venido escuchando el clamor de los buenos hijos de Dios, de aquellos hijos Míos, verdaderos, que quieren tener nuevamente lo bello que os dejó Mi Hijo sobre la Tierra y, así ha de ser.

    Mis pequeños, humanidad entera, os anuncio la pronta purificación de la Iglesia, de la Iglesia de Mi Hijo, de la Iglesia que Yo cuido. Momentos difíciles pasaréis en toda la humanidad. La Iglesia será renovada, purificada, santificada, se eliminará toda aquella maldad que se ha introducido dentro de ella. Le permitisteis a satanás entrar en Mi Iglesia, la Iglesia de Mi Hijo, la cizaña ha crecido y está ahogando a los buenos sacerdotes y a los buenos fieles y ésa cizaña será arrancada y arrojada al fuego, junto con aquellos ministros traidores, aquellos ministros tibios, aquellos falsos sacerdotes, aquellos lobos con piel de oveja que se introdujeron dentro de ella.

    Ciertamente vendrá un escándalo tremendo, en toda la humanidad cuando se dé a luz para todos los hombres, de toda la falsedad, de toda la corrupción, de toda la maldad que hay dentro de ella, pero vosotros, Mis pequeños, tanto sacerdotes como los fieles que os habéis mantenido amando ésta Institución que Mi Hijo os dio, no desfallezcáis, no os entristezcáis con lo que veréis, al contrario, alegraos porque la Iglesia será renovada y os tocará ver y vivir la nueva Iglesia Santificada, aquella que no quisieron cuidar los que la debieron haber cuidado.

    Mucho dolor habrá dentro de ella, veréis cosas terribles, lloraréis porque no comprenderéis cómo es que la Iglesia, Mi Iglesia, la herencia de Mi Hijo fue pisoteada en tal forma por satanás y por aquellos que hicieron trato con él. Os dolerá vuestro corazón el ver cómo satanás se introdujo a ella y alteró los órdenes, fundados por Mi Hijo, buscando su destrucción. Satanás se introdujo a través de mentiras, de falsedades para tratar de destruir las Enseñanzas de Mi Hijo y los Sacramentos que os regaló. Pero nuevamente os digo, Mis pequeños, alegraos, porque por fin veréis lo que Mi Hijo os dejó, veréis lo que en realidad es la Iglesia de Mi Hijo y la santidad de sus sacerdotes, que muchos de ellos han sido despreciados y desechados, por las autoridades eclesiásticas, que ahora comandan la Iglesia, porque son buenos, porque son ejemplo y porque no se han querido adherir a las maniobras destructivas de satanás. Han persistido en el bien, han tratado de cuidar lo que es verdadero, y pronto, muy pronto podrán ellos mismos y vosotros también, ver cómo es recuperada Mi Iglesia, la Iglesia de Mi Hijo.

    Pobres de aquellos falsos sacerdotes y ministros, ¡Ay! de aquellos que la traicionaron, buscando solamente los bienes materiales, aquellos que la ultrajaron, aquellos ministros sacrílegos que, creyéndose con poder, hicieron desmán y medio dentro de ella. Se burlaron de Mi Hijo, en los Sacramentos, en la Eucaristía, no mantuvieron el orden dado y las obligaciones que tenían que cumplir. Ciertamente conocerán su pecado antes de ser juzgados y querrán morir antes que enfrentarse a la Justicia de Mi Hijo, querrán esconderse debajo de las piedras, para no ver a Mi Hijo, para no ver Sus Ojos, que los fulminará. No os disteis cuenta ministros falsos y traidores, que estabais sirviendo al Dios del universo y a vuestro Salvador, miserables creaturas, que os creísteis dioses, que creísteis que os merecíais todo por tener el Sacramento Sacerdotal, el cual, no lo llevasteis con dignidad ni con respeto, no fuisteis ejemplo para vuestros hermanos, causasteis escándalo y en lugar de engrandecer el rebaño de Mi Hijo, hicisteis que éste se desperdigara.

    Mucho se os avisó, Mensajes fuertes os di para que regresarais al buen camino y os mantuvisteis en la traición y en el desprecio a la Divinidad de Mi Hijo. Mucha maldad cometisteis, mucho dolor causasteis al Corazón de Mi Hijo, no quisisteis escuchar las advertencias dadas desde el Cielo y ahora sufriréis el castigo fuerte que se os impondrá, castigo eterno, fuego eterno que tendréis, porque no os preocupó el cuidar de los bienes de Mi Hijo ni de cuidar el rebaño que se os encomendó. Tuvisteis oportunidad de ganar santidad ante los hombres, porque teníais todo lo necesario para llegar a ello, solamente teníais que seguir las Enseñanzas de Mi Hijo y manteneros como Mi Hijo os enseñó, sencillos, humildes, maestros ante los demás y servidores, pero la soberbia os ganó y el mundo os ofuscó, vosotros ya no pertenecíais al mundo, habíais sido apartados del mundo para vivir con Mi Hijo. Estabais en una posición más alta y la despreciasteis, vuestro mundo eran las Sagradas Escrituras y vosotros preferíais leer otras cosas y vivir para otras cosas que no eran propias para vuestra dignidad sacerdotal.

    La espada ya está sobre vosotros, la Justicia se llevará a cabo, seréis eliminados, falsos sacerdotes traidores. Todos aquellos que quisieron destruir la Obra de Mi Hijo en la Iglesia seréis eliminados. Así empezará la gran purificación, limpiando lo más grande que tenéis en la Tierra, la Santa Iglesia que Mi Hijo fundó para todos vosotros, para que os alimentarais de ella, para que la Sabiduría Divina llegara a todos los pueblos de la Tierra, para que crecierais en santidad y en amor.

    Por eso se os tiene que mostrar lo que es la verdadera Iglesia, para que apreciéis, Mis pequeños, lo que verdaderamente Mi Hijo os dio, y no lo que tenéis ahora, que es un remedo satánico de lo que Mi Hijo os había dado en un principio.

    Esa paz, esa armonía, esas bondades que debisteis haber vivido y sentido al entrar en cada Iglesia en el mundo, se perdieron en gran parte, porque hasta a Mi Hijo lo hicieron a un lado por manipulaciones de satanás. Se le hizo a un lado a Mi Hijo, ya no es el centro de la Iglesia, hasta allí llegó la soberbia del hombre, se sintieron los sacerdotes falsos y malos, como dioses y los fieles solamente veían al hombre ante el altar y, ¿dónde estaba Mi Hijo?, a un lado, fuera a donde muy pocos lo irían a visitar.

    La maldad nunca vence, Mis pequeños, la maldad siempre es derrotada y en breve veréis el triunfo de Mi Hijo sobre la maldad en la Iglesia.

    Os bendigo, Mis pequeños y manteneos alegres y en oración, pero oración profunda, en oración de Corazón a corazón con Mi Hijo y Conmigo, vuestra Madre, por la purificación de ésta Institución Divina, que es la Santa Iglesia, fundada por un Dios, un Dios Hombre, Mi Hijo Jesucristo.
    Gracias, Mis pequeños.

    • La mamá de Yaohushua fue sierva de YÁOHUH הוהי , fue bendita pero humasna que nació de padres humanos como nosotros, porlo tanto hacer hablar a los muertos es espiritismo.

      Y nada ofende más a YÁOHUH הוהי que le pongan una madre inventada con miles de nombres y la invoquen personas confundidas adoctrinadas con dogmas de demonios como madre de dios.

      YÁOHUH הוהי no tuvo madre.

      Alelu-JAH. Alabad, siervos de YHWH, alabad el Nombre de YÁOHUH הוהי UL.

  2. […] La iglesia católica, apostólica romana, es la gran prostituta de la que Juan habla en su Apocalip… […]

  3. YO SOY el Alfa y la Omega Λ Ω (AlphaOmega)

    Éxodo 3 14, ante la pregunta de Mehushúa (Moisés) la respuesta de YÁOHUH הוהי UL, es:

    YO SOY EL QUE SOY y según las reglas de la sintaxis hebrea esto corresponde a

    YO SOY EL QUE ES.
    Y nuevamente se repite en:

    APOCALIPSIS 1 8
    YO SOY el Alfa y la Omega: principio y fin, dice el Señor, el que ES y que ERA y que ha de venir, el Todopoderoso.

    APOCALIPSIS 21:6
    Y me dijo: Hecho es. YO SOY el Alfa y la Omega, el principio y el fin.

    Al que tuviere sed, yo le daré de la fuente del agua de vida gratuitamente.

    Yaohu-khánam (Juan) 1 1-5

    En el principio ya era la Palabra, y aquel que es la Palabra era con el YÁOHUH הוהי UL (Dios), y la Palabra es YÁOHUH הוהי UL (Dios)

    Este era en el principio con YÁOHUH הוהי UL Todas las cosas por él fueron hechas; y sin Él nada de lo que es hecho, fue hecho.

    En Él estaba la vida, y la vida era la luz de los hombres. Y la luz en las tinieblas resplandece; mas las tinieblas no la comprendieron

    Aquella Palabra era la luz verdadera, que alumbra a todo hombre que viene a este mundo.

    En el mundo estaba, y el mundo fue hecho por Él; y el mundo no le conoció.

    A lo que era suyo vino, y los suyos no le recibieron. Mas a todos los que le recibieron, les dio potestad de ser hechos hijos de YÁOHUH הוהי UL a los que creen en su Nombre;

    los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de YÁOHUH הוהי UL (YHWH)

    Porque la ley por Mehushúa (Moisés) fue dada, mas la gracia y la verdad por Yaohushua (Jesús, el Cristo), fue hecha.

    A YÁOHUH הוהי UL.nadie le vio jamás; el Unigénito hijo, que está en el seno del Padre, Él nos lo declaró.

    Yaohu-khánam (Juan) 1 23
    Dijo: YO SOY la voz del que clama en el desierto: Enderezad el camino de YÁOHUH הוהי UL., como dijo el profeta Yaoshua-YAOHUH (Isaías)

    Alelu-JAH. Alabad, siervos de YHWH, alabad el Nombre de YÁOHUH הוהי UL

  4. NO HAY INTERMEDIARIOS NI VIRGENES NI SANTOS Y MENOS HUMANOS.

    “Yo soy la Puerta”

    Volvió, pues, Yaohúshua a decirles:
    De cierto, de cierto os digo: YO SOY LA PUERTA de las ovejas.

    Todos los que antes de mí vinieron, ladrones son y robadores; mas no los oyeron las ovejas.

    YO SOY LA PUERTA; el que por mí entrare, será SALVO; y entrará, y saldrá, y hallará pastos. Yaohu-khánam 10

    Alelu-JAH!

  5. NOMBRE que es SOBRE TODO NOMBRE

    YÁOHUH הוהי UL también le ensalzó a lo sumo, y le dio un NOMBRE que es SOBRE TODO NOMBRE

    que al NOMBRE DE YAOHÚSHUA TODA rodilla de lo Celestial, de lo terrenal, y de lo infernal SE DOBLE.

    Y todo lenguaje confiese que el Señor Yaohushúa es el Mesías-Mashiaj-Mehuskha está en la gloria de YÁOHUH הוהי UL, el Padre. Filipenses 2

    Alelu-JAH! Alabad, siervos de YHWH, alabad el Nombre de YÁOHUH הוהי UL

  6. Yaohu-khánam (Juan) 14 23

    Yaohushúa respondió, y le dijo:

    Si alguno me ama,

    guardará mi Palabra;

    y mi Padre lo amará,

    y vendremos a él,

    y haremos con él morada

    Alelu-JAH!

  7. […] La iglesia católica, apostólica romana, es la gran prostituta de la que Juan habla en su Apocalip… […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: